PHILO FARNSWORTH: El Padre de la TV

CIENCIA Y RELIGION

       Científicos Mormones

Philo Farnsworth

“El Padre de la TV”

Philo T. Farnsworth con su invención

Por Mario R. Montani

Philo “Phil” Farnsworth fue un físico e inventor mormón nacido el 19 de agosto de 1906 en una cabaña de troncos en Indian Creek, a pocas millas de Beaver, estado de Utah. El joven Philo no conoció la electricidad hasta 1919 cuando la familia se trasladó a Rigby, Idaho, para trabajar como agricultores por contrato. Sin demasiados recursos, Farnsworth fue básicamente un autodidacta. Impresionado, después de tener su primera conversación telefónica, encontró revistas científicas en el desván de la nueva casa y desarrolló un gran interés en la electrónica. Según contó años más tarde, estaba labrando la tierra en un campo de papas con un arado tirado por caballos, cruzando el campo una y otra vez y dejando detrás surcos marcados, cuando se le ocurrió que un flujo de electrones podría hacer lo mismo con las imágenes, marcando un sendero de información línea por línea. Con sólo 14 años, en 1921, desarrolló los aspectos teóricos de la transmisión de imágenes electrónicas con la ayuda de su profesor de química, Justin Tolman, a quien siempre agradeció su apoyo.

Al año siguiente, la familia se mudó cerca de Provo, Utah, y con 15 años fue admitido en la Universidad de Brigham Young. Allí fue considerado una rareza por los profesores que no podían comprender la profundidad de sus investigaciones y se le negó acceso a cursos avanzados y al uso de los laboratorios. Dos años más tarde, la muerte de su padre y la necesidad de ayudar económicamente a la familia lo obligaron a abandonar sus estudios. Sus trabajos incluyeron reparación de caminos, vendedor puerta a puerta, leñador y electricista del ferrocarril, mientras obtenía su licencia como profesional en cursos por correspondencia. Intentó brevemente reincorporarse a la Universidad de Brigham Young pero la falta de fondos lo hizo muy difícil. En 1926 se casó con Elma Gardner (Pem) y se trasladó a San Francisco con el apoyo de su cuñado y otro socio.

Elma (Pem) Gardner Farnsworth, esposa de Philo

Allí, Philo desarrolló su primer cámara y aparato receptor y realizó la primera transmisión el 7 de septiembre de 1927 entre dos cuartos de su laboratorio. Para entonces había fabricado la cámara de válvula electrónica, a la que denominó disector de imagen, inventó el tubo de rayos catódicos y utilizó un matraz Erlenmeyer de fondo plano como válvula de imagen. Existían otros sistemas de transmisión en desarrollo, pero eran totalmente mecánicos, mientras que el de Farnsworth era electrónico y se convirtió en la base de la TV del siglo XX. A los pocos años ya transmitía imágenes a una distancia de ocho cuadras. Su primer demostración pública fue en Philadelphia, el 25 de agosto de 1934, transmitiendo una imagen de la luna. Mientras el invento de Farnsworth no estaba patentado, David Sarnoff, presidente de la RCA, había contratado a un ingeniero de origen ruso, Vladimir Zworykin, para que trabajara en un diseño parecido, pero le faltaba resolver varios problemas técnicos. Zworykin, sin mencionar su contrato con RCA, y haciéndose pasar por un colega amateur, pasó tres días completos en el laboratorio de Philo, llevándose consigo las respuestas a sus dudas. A pesar del espionaje y de contar con un generoso presupuesto, Zworykin no logró poner a punto el sistema, por lo que, en 1931, la RCA ofreció comprar las patentes de Farnsworth, pero éste se negó a venderlas. Meses después se unió a la empresa Philco y se trasladó a Filadelfia para perfeccionar su invento. Pero en 1932 la RCA presentó su televisor electrónico como invento de Zworykin, lo cual llevó a interminables juicios que siempre fallaron a favor de Farnsworth, pero que prolongaron el resarcimiento económico hasta 1939 y para entonces el inventor estaba arruinado y con la salud deteriorada. Sus patentes pasaron a ser de dominio público en 1947 y RCA vendía más de 6000 aparatos anuales, mientas que su emprendimiento debió soportar los años de la guerra y la falta de fondos por lo que nunca llegó a serle redituable. También le dolía el poco reconocimiento público por su invención,  y terminó abandonando completamente sus investigaciones sobre TV, pasando por períodos depresivos e incluso de alcoholismo.

La Farnsworth Television and Radio Corporation, fue finalmente vendida a ITT (International Telephone & Telegraph Corporation) en 1951, y Farnsworth continuó trabajando para ellos en el área de investigación por los próximos 17 años. Antes de su muerte poseía en su haber más de 200 patentes, que iban desde la energía nuclear, radares y telescopios astronómicos hasta incubadoras neonatales, escaners eléctricos y luces infrarrojas.

A su lado siempre tuvo a su compañera “Pem”. Su rostro fue la primer imagen humana transmitida por televisión, en Octubre de 1929. Ayudó en el diseño de los primeros tubos para TV y realizó todos los dibujos técnicos de la etapa inicial. Su esposo destacó: “No se puede escribir sobre mí sin hacerlo sobre ella – somos una sola persona”.

Sello postal conmemorativo en homanaje a Farnsworth emitido por el Correo de los EEUU

Siendo un idealista, Farnsworth tenía la visión de que su invento traería noticias, buena educación, música y bellas artes a los hogares norteamericanos. Pero durante la década de los ’50 se desencantó con la baja calidad y el uso comercial de la televisión y llegó a prohibirla en su casa. “Es un modo para que la gente pierda buena parte de sus vidas” – declaró. En una entrevista a su esposa, Elma, filmada por la Acadey of Television Arts & Sciences ella aclaró que en sus últimos años Philo había modificado su pensamiento al respecto, especialmente a partir de la caminata lunar de Neil Armstrong.

En la primavera de 1967, Farnsworth y su familia se mudaron nuevamente a Utah para continuar su investigación sobre fusión nuclear en la Universidad de Brigahm Young, que le otorgó un doctorado honorario y le brindó oficinas y el uso de un bunker subterráneo de concreto para el proyecto, pero no fue posible obtener los fondos suficientes para hacerlo sustentable, a pesar del interés de la NASA.

El 11 de marzo de 1971, luego de una grave neumonía de la que no pudo recuperarse, falleció a los 64 años de edad.

En 1999, la revista Time lo incluyó entre las 100 personas más importantes del siglo. Una estatua en bronce de Farnsworth representa a su Estado nativo en The National Statuary Hall Collection en el Capitolio de Washington y otra en el Capitolio del Estado de Utah en Lago Salado. A partir de 2003, la Academia de Artes y Ciencias de la TV (ATAS) ha establecido el premio Philo T. Fansworth para las compañías que hayan hecho importantes contribuciones científicas en el área.

Estatua de Philo T. Farnsworth en el Capitolio de Washington

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s