CUANDO LOS SANTOS VIENEN MARCHANDO

DOCTRINA

      Guerra y Paz

“CUANDO LOS SANTOS VIENEN MARCHANDO”

(Un mosaico de voces mormonas)

Por Mario R. Montani

Un año y medio después de mi última reflexión sobre el tema de la guerra (MRM2006- PERM), me permito este experimento coral en el que sólo trataré de actuar como anfitrión de una amplia y diversa gama de opiniones vigentes hoy entre los miembros de la Iglesia. El debate ha sido establecido, lo cual me parece positivo como punto de partida. Aunque mi posición personal ha quedado claramente definida en otros artículos, creo importante tratar de entender al otro, al que difiere, al que disiente, o al que simplemente se toma el tiempo para defender un punto de vista.

En este año y medio han ocurrido cosas atroces y también cambios en la percepción del pueblo estadounidense sobre los conflictos en los que su gobierno lo ha involucrado. Me permito la opinión de un especialista: Joshua Friedman, Premio Pulitzer 1985, Director de Relaciones Internacionales de la Escuela de Periodismo de la Universidad de Columbia, Presidente del Comité de Protección de Periodistas:

“La mayoría de los estadounidenses no conoce la diferencia entre un árabe, un persa, un turco, un paquistaní, un musulmán o un hindú. Piensan que todos son iguales. Posiblemente, el presidente Bush también lo piensa. Todo el que había leído algo serio al respecto sabía que Al Qaeda no tenía nada que ver con Irak y que no estaba en Irak. Pero la administración Bush aprovechó la confusión masiva y así justificó la guerra. Si un diario se mostraba escéptico con respecto a la guerra de Irak, se decía que no era un medio patriota y que no quería proteger al país de los terroristas. Hubo mucha presión del gobierno de Bush sobre los medios. Por lo tanto, sólo publicaban la versión oficial.

Hubo excepciones, por supuesto. En The New York Times trataron de trabajar de manera independiente. Era difícil. Algunos de los lectores se mostraban muy descontentos si el diario criticaba al gobierno. Ahora que el público estadounidense se ha dado cuenta de que no se le dijo la verdad sobre Irak, los diarios y los canales de TV se están tratando de recuperar. Pero es un camino muy complicado. Desde mi punto de vista, esta guerra ha sido un episodio vergonzoso para el periodismo.” (Clarín, 24 Diciembre 2006, pag. 37)

Una encuesta de The Salt Lake Tribune en enero de 2007 mostró una precipitada caída en el apoyo al manejo de la guerra por parte de Bush entre los Santos de los Ultimos Días de Utah. En el muestreo, sólo el 44% de aquellos que se identificaron como mormones dijeron secundar a Bush en su administración de la guerra. Es un nivel mayor que el que Bush obtiene en la población no mormona de Utah o en el país en general, pero al mismo tiempo está 21 puntos por debajo de las encuestas de cinco meses atrás. Los analistas declaran que los números se mueven de manera gradual y no tan abruptamente a menos que algo los esté asustando. El vocero de la Iglesia, Mark Tuttle insistió en que no ha habido “declaraciones adicionales, aclaraciones, cambio de políticas o anuncios que puedan dar cuenta del rápido cambio en la percepción que los miembros de la Iglesia en Utah tienen de la guerra”. Y reiteró que la Iglesia no tiene posición oficial tomada sobre Irak. (By Matthew D. LaPlante The Salt Lake Tribune

Article Launched: 03/25/2007 01:32:02 AM MDT)

En este nuevo escenario, permítanme presentarles a algunos Santos de los Ultimos Días, nuestros hermanos.

ALYSSA PETERSON

La hermana Alyssa Peterson, de 27 años, nativa de Flagstaff, Arizona, murió el 15 de Septiembre de 2003 de una “descarga no hostil de arma de fuego” (a non-hostile weapons discharge) según el informe oficial.

La hermana Peterson había demostrado una extraordinaria habilidad en el aprendizaje de idiomas extranjeros, hablando fluidamente el holandés aún antes de cumplir una misión en los Paises Bajos a fines de la década del ’90. Después de enlistarse para servir a su país, en Julio de 2001, tomó cursos de árabe en el Defense Language Institute de Monterrey, California. Con el inicio de las acciones se ofreció como voluntaria en reemplazo de alguien que no desease ir a la zona de combate y fue asignada a la prisión de Tel Afar, a 50 millas del límite con Turquía para traducir documentos enemigos y conducir interrogatorios en árabe.

El periodista Kevin Elston, de la ciudad natal de Alyssa, no conforme con la ambigua explicación militar, solicitó copia de la documentación del caso. La misma estuvo disponible recién en el 2005. Elston descubrió allí que la hermana Peterson se había suicidado de un disparo en la cabeza luego de haber objetado las técnicas de los interrogatorios y de haberse negado a participar en ellos.

Los testigos entrevistados confirmaron que Alyssa tenía dificultades en ‘separar sus sentimientos personales de sus obligaciones profesionales”

NATHAN WINDER

Una numerosa familia del sudeste de Utah se lamenta esta noche. Se trata de la familia Winder de Blanding. Tom y Terry Winder criaron a 18 hijos naturales y adoptados, además de servir como padres de crianza a otros 37. Hoy fueron notificados de que su hijo, Nathan, murió durante operaciones de combate en Irak. Recibió un disparo de arma de bajo calibre en el cuello mientras servía como médico de las Fuerzas Especiales. (http://www.ksl.com)

MICHAEL ALLRED  y  QUINN A. KEITH

Dos Marines Santos de los Ultimos Días murieron en un ataque terrorista en Irak, el lunes 6 de Septiembre de 2004. Michael Allred y Quinn A. Keith se encontraban entre los siete Marines que murieron por un ataque suicida en las afueras de la ciudad de Fallujah. El hermano Allred, de 22 años estaba considerando cumplir una misión al dejar el servicio activo en el próximo Enero. El hermano Keith, también de 22, vivía en Blanding, Utah, y se encontraba cerca del final de su actividad en Irak. (Church News 11-09-2004 pag. 5)

ERIC SIEGER

El soldado SUD Eric. R. Sieger, de 18 años, proveniente de Layton, Utah, murió en Irak cuando el vehículo Bradley en el que se encontraba volcó. El padre de Eric, Wolfgang Sieger, declaró que está aguardando información sobre los motivos del vuelco. (Church News Feb 17 2007, pag.13)

STEPHEN BERTOLINO

El Sargento Stephen Bertolino, 40, murió el 29-11-2004 cuando su convoy militar fue emboscado en Haditha, Iraq. Deja a su esposa y 4 hijos entre 13 y 6 años. (Church News 03/01/2004)

DEVIN GRELLA et alter…

Devin Grella, 21, de Akron, Ohio, Reservista de la armada, murió en Irak, 06-09-2004, cuando una bomba explotó cerca del camión que manejaba (Ch.News 18-09-2004)

Capitán Nathan S. Dalley, 27, Sandy, Utah, muerto de una herida de arma no hostil en Bagdad, Nov. 17, 2004

Capitan James A. Shull, 32, Idaho, muerto de una herida de arma no hostil según el Departamento de Defensa, Bagdad, Nov 17, 2004.

Capitán William W. Jacobsen, Jr, 31 de Lacey, Washington  murió en Mosul 21-12-2004, era maestro de la Primaria.

Estos son sólo algunos de los nombres de miembros de la Iglesia que están muriendo en Irak, un dato que es importante tener en mente no como mera estadística sino por ser individuos de carne y hueso, esposos, hijos, potenciales líderes, hijos de Dios. Sus voces ya no están para ser oídas.

Otros se han destacado por otros aspectos.

– Sargento Wade Davis, Utah, 30 fue nombrado Marine del año 2004, habiendo participado en más de 100 misiones de combate en un helicóptero de transporte médico.

JON HUNTSMAN, Jr. (Gobernador de Utah)

Jon Huntsman, Jr., Gobernador de Utah y uno de los más prominentes políticos miembros de la Iglesia regresó de Irak con un informe totalmente desfavorable acerca del caos que observó en la ciudad capital destruida por la guerra. “La seguridad en Bagdad está fuera de control”, dijo Huntsman, quien goza de gran popularidad entre los habitantes de Utah “soy muy poco optimista acerca de una salida exitosa”. La desilusión de Huntsman parece hacer eco con la de otros bien conocidos políticos mormones, los Senadores Harry Reid, un Demócrata de Nevada y el Republicano Gordon Smith de Oregon, quienes efectuaron duras declaraciones sobre lo que la administración Bush ha denominado “progreso” en Irak. (By Matthew D. LaPlante  The Salt Lake Tribune Article Launched: 03/25/2007 01:32:02 AM MDT)

SENADOR  HARRY  REID

El Senador Reid, mormón Demócrata de Nevada declaró en el programa de CNN “Late Edition with Wolf Blitzer.”: “Esta guerra es una situación seria. Se basa en el peor error de política exterior en la historia de este país. De modo que debemos tomarla seriamente. Nos hallamos en un hoyo muy profundo y deberemos encontrar la manera de salir de él”. Consultado sobre si consideraba la aventura en Irak peor que Vietnam respondió afirmativamente.

J. DOUG BAYLESS

Dirige un blog denominado “Mormons for Peace” con el subtítulo “Una presencia y refugio para quienes favorecen la paz por sobre la guerra. Especialmente diseñado para mormones y para discutir las políticas exteriores norteamericanas post 9/11 de modo inteligente y respetuoso”. Se pueden encontrar interesantes discusiones en ese sitio.

DENNIS CLARK

“La respuesta mormona es el pacifismo”, declara Dennis Clark, un SUD de Orem, quien se opone a la guerra en Irak por motivos espirituales “Siempre he sentido que no es posible para mi ser un poseedor del sacerdocio y creer en el uso de la fuerza”. Clark, un escritor y poeta que ha explicado sus puntos de vista en el Simposio 2004 de Sunstone Magazine sobre historia mormona y vida contemporánea, dice que intenta por todos los medios introducir sus ‘ideas subversivas’ cuando enseña a los hombres jóvenes de su Barrio. Pero, con sus 60 años, no espera ver el día en que una mayoría de miembros de la Iglesia se oponga al uso de la fuerza militar. A Clark también le preocupa la relación que muchos de sus hermanos SUD han forjado con los Evangelistas. “Los mormones no son siquiera Cristianos a los ojos de esta gente. Creo que es un verdadero error de cálculo para los miembros de la Iglesia sentirse cómodos en esa compañía, ya que somos los próximos sobre quienes vendrán en su lista de ataque”.

GUY MURRAY

Autor de Messenger and Advocate (http://messengerandadvocate.wordpress.com) un popular blog sobre temas mormones. Hago un pequeño extracto de algunas de las conversaciones allí mantenidas…

“Creo que una encuesta más interesante sería incluir la opinión de Santos de los Ultimos Días a escala mundial, no sólo en los confines de Utah, o aún los Estados Unidos. Sospecho que habría cambios significativos en dicha encuesta…. Yo digo: ‘apoyemos a nuestras tropas. Quitémosles de esta guerra malvada y para nada santa. Traigámosles a casa con sus familias para poder comenzar a construir el reino de Dios, en vez de crear conflictos en el reino de los hombres”

“No encuentro nada en tus comentarios que me persuada de que la Iglesia de Jesucristo, como un asunto de revelación divina, lo cual lo relaciona directamente con la salvación de mi alma eterna, haya sugerido de algún modo que yo deba apoyar esta guerra, como elemento de doctrina religiosa”

Domingo 29 de Enero de 2006, 7:05:49 PM Guy Murray

“Creo que las Autoridades Generales y Profetas tienen derecho a opiniones personales sobre asuntos seculares. Y, como tu, creo que en ocasiones pueden estar equivocados. No creo que las declaraciones del Presidente Hinckley o del Elder Bateman cierren la discusión sobre el tema de la guerra en Irak entre los miembros de la Iglesia. Creo que hay espacio para que los miembros tengan sus propias opiniones, aunque entren en conflicto con las de las Autoridades”.

Domingo 29 de Enero de 2006 6:04:16 Eric Russell

“Me vino a la mente después de leer la biografía de Hugh Nibley, que fue un gran activista en contra de la guerra, particularmente después de su experiencia de primera mano durante la Segunda Guerra Mundial. Eso me dice que hay espacio en la Iglesia para una amplia disparidad de opiniones en este tipo de asuntos. Supongo que no deseo que el mundo piense que porque soy SUD necesariamente debo apoyar esta guerra, o que la Iglesia la apoya, aunque muchos miembros lo hagan. Tienen el derecho otorgado por la primer enmienda, al igual que aquellos de nosotros que diferimos.

Domingo 29 de Enero 2006 8:42:22 PM   Guy Murray

Creo que tu declaración de que “los islámicos son los nuevos comunistas” es más bien un exceso de generalización con la que no estoy de acuerdo. Creo que hay muchos mahometanos, creyentes en su fe, que no tienen nada que ver con el ala políticamente radical que piensa en asesinar y guerrear en nombre de Dios. Simplemente, existen muy buenos islámicos, y todo un sistema de creencias religiosas no debería ser juzgado por unos pocos extremistas. Por otro lado los estados comunistas son completamente seculares, ya que el estado es ateo en su forma. Más aún, tu comentario no toma en cuenta el hecho de que el Irak de Saddam era un estado secular, no islámico. Aunque había elementos de creencia musulmana, eran reprimidos como tantas otras cosas. Finalmente, también estoy en desacuerdo contigo en que “una gran porción de los que están en desacuerdo con la guerra en Irak también tienen opiniones contrarias a otras enseñanzas conservadoras SUD”. Pienso que, nuevamente, se trata de una sobre generalización y probablemente injusta para aquellos que están contra la guerra. De todos modos, gracias por tus ideas…

En el blog de Murray también es posible leer y contestar sobre relatos como el siguiente:

“En una reciente reunión en American Fork, un hombre que se identificó a si mismo como un ex Boina Verde se paró a dar su testimonio. ‘Si hay algún Demócrata, quiero que entienda que yo apoyo a mi presidente… Si alguien tiene algún problema con eso, podemos conversarlo detrás de la iglesia’. El comentario provocó algunas risas en la congregación pero ningún contrincante”.

La historia produjo encendidas reacciones:

“No veo nada divertido en abusar del propósito de una reunión de ayuno y testimonios para abrazar los puntos de vista personales en cuanto a  política, ya sea a favor o en contra de la guerra. Existen foros y ámbitos más apropiados para dichas expresiones”

PETER SORENSEN y JOE MARSHALL

Aún dentro de unidas familias SUD hay desacuerdo acerca de cómo la fe debe influir en las opiniones políticas de un Santo.

‘¿Si aún apoyo la guerra? Sí – dice Peter Sorensen, un agente de seguros mormón en Salt Lake City  – Siempre he sentido desde una posición religiosa que luchar en contra del mal y cuidar del bienestar de nuestros hermanos y hermanas terrenales era suficiente razón para ir a Irak’

Pero el primo de Sorensen, también mormón y amigo de toda su vida, ve las cosas de diferente modo.

‘Mi fe es inalterable’ – dice Marshall – ‘Cristo abogó por la paz incondicional, y la esperó de sus discípulos… Me duele ver a muchos compañeros en el amor por Jesús permitir livianamente que sus agendas políticas se antepongan a estos principios, apoyando este injusto acto de violencia en vez de despreciarlo’.

En su familia, como en toda Utah, el asunto permanece abierto al debate, probablemente ahora más que nunca

En uno u otro sentido, los Santos vienen marchando…

Un comentario el “CUANDO LOS SANTOS VIENEN MARCHANDO

  1. SERGIOMLH dice:

    Lamentablemente la mayoría en Argentina desconoce esto (miembros), son pocos los que tienen los ojos sin las vendas d la barras y estrella, políticamente extremas en mentira!!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s